Episodio 228. Comer rápido engorda.

Comer rápido engorda, es así. Hay que darle la importancia que tiene al cómo comemos, así que veamos que podemos hacer para comer con más calma y tiempo:

– Consigue una textura puré en la boca y no tragues hasta tenerla.
– Si prefieres, cuenta hasta 40 bocados.
– Deja los cubiertos en la mesa después de cada bocado.
– Márcatelo como objetivo semanal.
– Bloquéate el tiempo para la comida.
– Prioriza el comer ante cualquier otra actividad.
– Date mínimo 20 minutos para comer.
– Evita las distracciones: móviles, tablets, llamadas, televisión…

De lo contrario, comerás demasiado rápido y aumentarás el riesgo de padecer resistencia a la insulina, colesterol elevado, problemas cardíacos, síndrome metabólico… entre otros riesgos. Esto es debido a que la cantidad de comida ingerida es mayor si no das tiempo a que el cerebro envíe la señal de saciedad, te sentirás pesado e intentarás rebajar la sensación con un «digestivo» (orujo, sorbetes o helados), dificulta la actividad física de lo pesado que te encuentras…

Quizá comas sano, no fumes, seas activo y tengas vitalidad y salud pero el comer rápido te impida bajar de peso…Prioriza!

Blog · Libro · Contactar · ¿Quién soy? · Aparición Medios · RGPD

Youtube